¡Qué bonita es Barcelona! Turismo y música

Casi seis años que viví en Barcelona, el tiempo perfecto para conocer lo bueno y lo malo de la tercera ciudad mas hipster de Europa luego de Londres y Berlín.

Lo que siempre le decía  a todo el mundo “aquí no te aburres”, porque al ser una ciudad con tanta actividad turística la oferta gastronómica y cultural es inmensa. Hay de todo para todos los gustos, desde los festivales de música como el Primavera Sound y el Sònar, hasta garitos (locales) donde puedes pasar la noche bebiendo y bailando rumba catalana. Es cosa de salir a la calle y darte cuenta que necesitarás al menos dos vidas para poder conocer todos los bares de la ciudad.

En síntesis el clima, la playa y la vorágine cosmopolita la convierten en el sitio ideal para vivir. Sí, Barcelona es hermosa pero no deja de ser una ciudad con las mismas neurosis que cualquier otra (…)

dsc_1445

No todo es Sònar

Comenzando por la amplia oferta de espectáculos y festivales, realmente se viven experiencias musicales importantes. Ante una inmensa programación de conciertos no queda otra más que descartar o lanzarte a la vida y descubrir nuevos sonidos.

Hace algunos años se está organizando el MIRA un nuevo concepto de festival al que llaman “Sonar de Invierno”. Con un cartel mucho más atrevido, este festival está hecho para ir a escuchar a las nuevas promesas de la electrónica, ver el trabajo de artistas digitales y propuestas tecnológicas que mezclan la música con impresionante instalaciones visuales. La locación es una imponente ex fábrica de telas llamada Fabra i Coats ubicada en el barrio San Andreu bastante lejos del centro y del típico ajetreo turístico, el lugar perfecto para darlo todo en la pista de baile.

dsc_0060

Comenzando la primavera otro recomendado para los amantes de la electrónica experimental es Lapsus. Este festival que se realiza en el centro de cultural CCCB y se caracteriza por presentar un concepto más vanguardista, una cuidada preocupación por el sonido  junto a una espectacular puesta en escena. En este caso, el cartel presenta una selección de artistas relacionados con el IDM y la música experimental así como también instalaciones y visuales de artistas digitales. La experiencia en este festival se convierte en la oportunidad de apreciar nuevas propuestas visuales y sonoras.

Cultura para las masas

dsc_0130

Una de las cosas que más agrada de la Península Ibérica es el valor y la importancia que otorgan a la cultura y a lo popular. Puedes disfrutar de una amplia y variada programación de actividades de lunes a lunes.

Entre algunas alternativas que se escapan a las típicamente turísticas como el CCCB, MACBA o Caixa Forum, no está de más ir a dar una vuelta por los pequeños centros de arte como Niu y Mutuo. Ambos buscan otorgar espacio a las nuevas tendencias sobretodo en música, fotografía y arte digital. Es muy típico que organicen festivales, conciertos y workshops.

También para quienes quieran ir a ver teatro y tomar una copa de cerveza  con una excelente ubicación, el lugar es el L’Antic Teatre.

Extravagante y variada vida noctura

Y para finalizar, ¿dónde ir de fiesta? En la ciudad hay miles de alternativas pero si eres de los que buscan ir más allá de las clásicas Sala Apolo o Razzmatazz, esta misión puede resultar un fracaso.

Para los apasionados del tecno y la electrónica un poco más “durilla”, recomendamos ir al Moog. Un local pequeñito pero muy potente ubicado en el barrio de El Raval, es muy barato y de ambiente “pastillero” pero a la vez familiar donde nadie te va a echar por cómo luces. Ahora si quieres que la fiesta siga, te recomendamos sumergirte por el inframundo barcelonés y de seguro que te encontrarás con más de un after o rave.

Ahora, cambiando hacia ambientes más sicodélicos; hace unos años había un bar que era mi favorito: el “Lupita“. Era un local muy pequeño donde ponían música muy vanguardista con una pista de baile clandestina ubicada en la parte trasera del local. Poco a poco se convirtió en el lugar de moda muy frecuentado por la farándula indie, hipsters y personajes excéntricos. Lamentablemente su dueño decidió cerrarlo y cambiar de locación, siendo lo que son hoy las fiestas “Lupita la disco” en la discotheque Sidecar.

Lo dicho, en Barcelona hay más bares que farmacias (algo que nos parece estupendo), pero no sólo de bares vive el hombre también puedes alimentarte y disfrutar de buena música en distintos eventos como el Brunch Electronik o en el Piknic Électronic, durante el verano. Fiestas vespertinas para quienes se cansaron de la noche.

Los domingos por la tarde también son para los apasionados del tecno. Imperdible son las fiestas Insert que se realizan entre otoño e invierno y que presenta un concepto que va más allá de las modas y de lo comercial. Una interesante propuesta para los domingos por la tarde o para quienes quieran seguir la fiesta.

Problemática social

Barcelona es un lugar lindo de visitar pero el excesivo turismo y el aumento de los precios del alquiler de la vivienda, y a pesar de la enorme tasa de desempleo que presenta actualmente el país, está matando el espíritu de la ciudad alejando a sus residentes de los espacios públicos e imposibilitando vivir en ella. Una problemática social que está cada vez en aumento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s